La Alcaldía de Medellín, a través de la Secretaría de Seguridad y Convivencia, con la coordinación de la Policía Metropolitana, implementaron este año una estrategia que aprovecha las ventajas tecnológicas del Sistema Integrado de Seguridad y Emergencias (SIES-M) para establecer puntos de control y visualización para detectar expendedores de drogas. Solo en marzo fueron capturadas 513 personas.

El secretario de Seguridad y Convivencia, José Gerardo Acevedo Ossa, señaló que, debido a los buenos resultados, la estrategia se fortalecerá, no solo en delitos de porte y tráfico de estupefacientes, sino en otros de alto impacto que afectan al Centro de Medellín.

“La mayoría de las capturas se dan en el Centro de la ciudad. También hay que mencionar que 97 obedecen a extranjeros y que la mayoría se dan en flagrancia, gracias al trabajo invisible de los visualizadores que desde las cámaras del 123 usan la tecnología de manera articulada con la Policía Metropolitana”, dijo el Secretario.