El Tribunal Administrativo de Antioquia negó la medida cautelar que había pedido el exgerente de EPM, Álvaro Guillermo Rendón, donde solicitaba que le fuera restituido en el cargo luego de haber sido declarado insubsistente por el alcalde de Medellín, Daniel Quintero. Además pedía que le fuera reconocido el pago de los sueldos que ha dejado de recibir desde la decisión del Alcalde.

Según Rendón, la decisión del mandatario local desconoció algunas normas como el del debido proceso, principios de legalidad, honra y buen nombre.

Cabe recordar que cuando Álvaro Guillermo Rendón fue designado como gerente de EPM, él y el alcalde Quintero, dijeron que tenían una excelente amistad desde hace muchos años, relación que se “quebró” ante la decisión de Quintero Calle cuando lo declaró insubsistente y obligó su salida de “la joya de la corona”.