Este jueves, la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de la ONU dictaminó que Colombia debe «cesar inmediatamente» las interferencias en aguas del mar Caribe que ese tribunal reconoce como pertenecientes a la zona económica exclusiva de Nicaragua. Una diferencia limítrofe que tienen ambos países latinoamericanos desde el 2012, tras una sentencia que reconoció soberanía de Colombia en el archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina, en el Caribe, pero reconoció la jurisdicción de Nicaragua en las aguas circundantes.

Según el organismo internacional por 10 votos contra 5, los jueces de la Corte Internacional de Justicia consideraron que el gobierno colombiano «ha violado los derechos soberanos y jurisdiccionales de Nicaragua», y por 9 votos contra 6 señalaron que Colombia «debe cesar inmediatamente esa conducta». Por su parte, Iván Duque señaló que descarta una negociación bilateral con el gobierno de Daniel Ortega, presidente del país centroamericano, esto luego del dictamen que se dio a conocer desde La Haya.