Empieza el gobierno del presidente electo, Gustavo Petro, con los empalmes que ha venido realizando con los diferentes sectores y con el nombramiento de las personas que acompañarán su gabinete.

En Antioquia, se llevó a cabo el encuentro con el equipo de Gobierno de Petro y la bancada legislativa del Pacto Histórico. Asistió el gobernador Aníbal Gaviria, quien a través de sus redes sociales dijo: “Nos alegra participar en este espacio de diálogo y coincidir en los propósitos superiores de vida, equidad y sostenibilidad”.

Además, el nuevo Gobierno Nacional hizo una invitación a los alcaldes de Antioquia, a asistir a una mesa de trabajo para realizar informe de empalme de los principales proyectos y necesidades de los municipios del departamento. La convocatoria es para mañana miércoles 13 de julio de 2022 a partir de las 9 de la mañana en la biblioteca pública de EPM, Parque de las luces.

La invitación la hace Esteban Restrepo, exsecretario de gobierno de Medellín y hoy encargado del empalme Antioquia-Nación.
Nos pica la lengua contarles que el señor Restrepo se está mostrando y lo están impulsando como candidato a la Gobernación de Antioquia, por eso enérgicamente hace el llamado a los alcaldes de Antioquia, pero vuelve y nos pica la lengua, resulta que la respuesta a dicha invitación no ha sido tan positiva. Conocimos un mensaje que viene rodando por grupos de wattsapp donde algunos mandatarios locales han dicho: “Muchos alcaldes de Antioquia no asistiremos mañana a la reunión convocada por el equipo de empalme del nuevo Gobierno. La razón fundamental: reconocemos hoy en el gobernador Aníbal Gaviria, el liderazgo máximo político e institucional en el departamento, y él no avaló dicho equipo de empalme. Rodeamos al gobernador y pedimos que sea algo articulado con el departamento”.

Opinión del periodista: Este gobierno departamental ya se va a terminar y creemos que a los alcaldes les interesa más estar bien con el gobernador para terminar sus proyectos y obras en los municipios, que acompañar un nuevo grupo de empalme del gobierno nacional con el cual Gaviria Correa al principio presentó su incomodidad.