“El alcalde de Andes no tuvo un comportamiento normal y ejemplar en un partido donde fuimos locales, dijo cosas que no debió decir un servidor público y encaró al árbitro en su momento. Así mismo debió haber organizado lo que estaba pasando en ese momento” dijo Anderson Lopera, jugador de fútbol del “Poli” quien aseguró que desde que estaban calentando ya había un ambiente muy pesado.

“El día sábado tuvimos un partido en el Municipio de Andes, los jugadores muy bien, nos ganan bien. Pero fuera de la tribuna tres sujetos prenden una guerra contra varios de nosotros con amenazas de muerte y agresiones verbales, tiran petardos cerca a nuestros familiares” relató Lopera